El cuerpo, último reducto

Fecha de Publicación: 22/08/2016
Esta columna fue publicada en el periódico Milenio Estado de México.

Luis Alfonso Guadarrama Rico
Coordinador Ejecutivo de la Red Iberoamericana de Investigación FAMECOM

Dar cauce a nuestros pensamientos y que deambulen por donde se nos dé la gana, tiene como fuertes amarras lo que se nos enseña –desde recién nacidos– como bueno, malo, perverso y también como sublime o santo. Si lo que nos caracteriza es la tendencia a la culpa por todo aquello que roce las normas, desechamos o reprimimos aquello que el cerebro avienta para inquietarnos. Nada de albergar lo profano, anormal, atípico ni menos aún lo retorcido.

Luego, aquello de expresar (hablar, escribir o dibujar) cosas que atenten contra lo establecido, contra la bien visto, ha costado millones de vidas por pensar distinto; por proferir ideas que despostillen o ataquen lo establecido. Así se fueron a la hoguera, a la horca, a la guillotina, a los trabajos forzados, a la prisión, a los hospitales psiquiátricos o al destierro, un amplísimo grupo de librepensadores(as) que dieron a conocer sus rebeldes pensamientos. La existencia cegada, fue el precio de su habla.

Ambas formas de control continúan o medio languidecen, pero ahí están. ¡Cuidado con lo que se piensa! ¡Atentos(as)! Que nada salte de las buenas maneras y de lo angélico. Precavidos(as) con aquello que se escribe o publica. Será usado en nuestra contra, ahora, después o post mortem. Es cierto, en una parte del mundo las formas punitivas ya no son tan bárbaras, pero pervive la segregación, el silencio, la inacción o quedar en la “banca” ocupacional.

Ahora, por diversos costados asistimos a un cúmulo de intentos –espero que fallidos—por controlar el cuerpo de las personas que tengan 18 años de edad o más. Para mi, este asunto de la iniciativa que el pasado 17 de mayo envió al Congreso de la Unión el Presidente Enrique Peña Nieto, para actualizar el Artículo 4º Constitucional y el Código Civil Federal, constituye un valioso intento que busca(ba) impedir que el cuerpo, su sexualidad, su erotismo y su variadísima e inescrutable capacidad amatoria, deje de ser propiedad de las vetustas e infaustas religiones.

¿De qué se trata? Que cada ser humano mayor de edad, si se le da la gana, tenga derecho a casarse por vía civil con la per-so-na de su elección. Que derivado de ello, tengan la protección de la ley, en asuntos tan cotidianos como: la atención médica hacia su cónyuge, a través de la seguridad social de alguno de los dos; que en caso de fallecimiento, le pueda heredar sus bienes. Si lo desean, que puedan adoptar para ejercer la maravillosa experiencia de ser padres o madres, como lo decidan.

La Arquidiócesis Primada de México y uno de sus brazos de divulgación, el semanario Desde la fe, han convocado a manifestarse en contra del matrimonio igualitario los días 10 y 24 de septiembre, en todas las entidades del país. ¡Viven en un Estado Laico! ¿Lo han perdido de vista? El cuerpo, es nuestro.

  • responder María del Pilar Morales Hernández ,

    Buen día: como siempre atinado comentario, mucho de ello lo encontré reflejado en la cinta; “no sin ella” (de corte americano)
    pero con un buen enfoque sobre el tema.
    saludos.

    • responder Alma Olimpia Ávila Mejia ,

      Es parte de nuestra idiosincrasia cómo pueblo altamente prejuicioso e ignorante del derecho de ciertas minorías como son las personas homosexuales de poder expresar su sexualidad y poder proteger a su pareja, ejercer su derecho a formar una familia y adoptar si así lo desean. Siendo la iglesia uno de sus principales detractores, pero al mismo tiempo protector de pedófilos dentro de sus filas y que el gobierno no pueda ejercer la ley cómo debe ser

      Dejar un comentario

      Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

      • Proyectos de Investigación en Familias y Medios de Comunicación

        No. de Visitas

      • Licencia Creative Commons

        Las obras que aquí se publican están protegidas bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional.

        Síguenos en:

      • RED IBEROAMERICANA DE INVESTIGACIÓN FAMECOM

        Facultad de Ciencias Políticas y Sociales, Universidad Autónoma del Edo. de México.
        Teléfonos: (52) 722 2159280/ 722 2131607/ 722 2150494 Ext. 253. Fax (52) 722 2159280

        Cerro de Coatepec s/n, Ciudad Universitaria Toluca, Edo. de México, México.

      • Acerca de este Sitio

        El propósito es difundir y divulgar la ciencia a través del acceso abierto, mediante documentos de investigación y de divulgación, generados por el Dr. Guadarrama Rico. En todos los casos, se hacen las referencias correspondientes a los derechos de autor, coautorías, así como a las fuentes donde originalmente fue editado el material. Este espacio no tiene fines de lucro.